Cerrado temporalmente por emergencia sanitaria
Revisa nuestros talleres online aquí

Horarios

Lunes a Viernes 09:00 a 17:00 hrs.
Sábado y domingo 10:30 a 17:30 hrs.

Ubicación

¿Cómo llegar al Museo? Haz click aquí

Entradas

Entrada general: $1500
Niñas, niños, estudiantes y 3ª edad: $800
Sistema de pago efectivo y tarjeta

Estacionamiento

Ubica el área de estacionamiento aquí

Accesibilidad

Contamos con espacios accesibles para personas usuarias de sillas de ruedas y recorridos sensoriales. Además de programas educativos para diferentes públicos.

¿Tienes dudas?

Llámanos haciendo click aquí

Ficha de la autora

Nombre: Sofonisba Anguissola | Nacionalidad: Italiana (1535-1625) | Estilo: Manierismo.

FICHA DE LA OBRA

Fecha: 1556 | Dimensiones: 66 cm x 55 cm. | Técnica: Óleo sobre tela | Museo en que se encuentra: Muzeum Zamek, Lancut, Polonia.

Pertenece a
Colección Permanente, Pintura, grabado, fotografía
Sobre la obra

Anguissola es considerada la mujer pintora más influyente y exitosa del Renacimiento. Se destacó por trabajar las técnicas del retrato y autorretrato, además de la pintura religiosa, creando un lenguaje propio y mostrando en su mayoría a personas realizando labores domésticas o informales.

 

Nació en una familia de la nobleza la cual decidió que Sofonisba junto a sus siete hermanos (seis mujeres y un hombre) recibieran una educación humanista-artística. Como destacó en el área de las artes, sus padres deciden que grandes maestros y profesores le enseñen sobre dibujo y pintura, entre ellos el famoso pintor Miguel Ángel, iniciando un oficio y trabajo, el de Artista, muy extraño y mal visto para las mujeres en esa época.

 

Como no era permitido que las mujeres estudiaran la figura humana o dibujo al natural, como los hombres, comienza retratando a su familia o incluso a ella misma. Les pinta con gestos naturales e informales, incluso en algunas obras aparecen objetos que hablan sobre gustos o la personalidad de las personas, creando una nueva forma de pintar muy diferente a la rígida y formal que existía en la Italia de la época. En pocas palabras retrata como ve a las personas (realidad) y no las idealiza en sus obras.

 

A los 27 años fue nombrada pintora de la corte del rey Felipe II de España y doncella de la reina Isabel de Valois. Se dedicaba a enseñar a pintar a la reina y a su hija, además de retratar a la familia real.

 

En este autorretrato observamos a la artista frente a su caballete o atril, tiene en sus manos un pincel y una vara para afirmarse al momento de pintar. En la imagen del cuadro en el que trabaja aparece la Madonna con su hijo (escena muy representada en la época).

Notamos también el trabajo del claroscuro, donde el rostro, las manos de la artista y la Madonna con el niño aparecen iluminados, mientras que el vestido de ella y la habitación donde se encuentra pintando (puede ser su taller), son oscuros dando dramatismo a la escena.

 

Durante muchos años algunos de sus cuadros fueron atribuidos a otros pintores, como El Greco, Tiziano o Antonio Moro, entre otros. Pero el tiempo y la investigación han logrado que hoy en día podamos darle la autoría correspondiente que merece a una de las mujeres más importantes, en el mundo del arte, de su tiempo.